El tren de nuestra vida laboral: ¿Viajeros?


1099848

A menudo, alguien me comenta: “He cambiado de empresa y no quiero saber nada de mi antigua empresa”. Acto seguido, siempre formulo la misma pregunta: ¿Ni de nadie de allí?. La respuesta suele ser, generalmente, la misma: Un no lacónico.

En mi trayectoria profesional, la mayoría de cambios han sido fruto de una decisión propia aunque también he sufrido ceses. En cada una de estas estaciones, no he apeado a todos los viajeros. Algunos, sólo los que yo he escogido, han continuado conmigo en mi viaje. ¿Por qué? La respuesta es rápida: me han permitido mejorar como persona y enriquecerme  profesionalmente.

La pregunta es: ¿Somos conscientes de que, con nuestra actitud, despreciamos a nuestros líderes personales? ¿Qué opinas?

Saludos,

Agustí Brañas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s